Archive for 31 julio 2011

El olvido

La memoria a veces falla, lo que uno ha estudiado con tanto esfuerzo se olvida y a veces esto ocurre en el peor momento posible, justo en mitad del examen. El olvido es humano y por tanto puede ocurrir, pero muchas veces dicho olvido es resultado de una mala preparación.

Con una planificación adecuada y un método de estudio eficiente se reducen considerablemente las probabilidades de que falle la memoria. El olvido suele ocurrir por alguna de las siguientes causas:

  • Se ha estudiado la materia del examen con mucha anticipación y luego no se ha repasado convenientemente.
  • Se ha estudiado mal, memorizando mecánicamente, sin llegar a asimilar la asignatura. El estudiante podía pensar que dominaba la lección porque cuando la estudió era capaz de repetirla, pero no ha conseguido consolidar esos conocimientos.
  • Se ha estudiado atropelladamente la noche anterior al examen, sin tiempo a que los nuevos conocimientos se asienten en la memoria.
  • No se ha descansado convenientemente y se llega al examen con la mente cargada.

Por tanto, el estudiante debe evitar que alguna de estas cuatro situaciones se produzca y eso depende exclusivamente de él.

  • Tiene que establecer repasos periódicos que le permitan mantener frescos los conocimientos adquiridos.
  • Tiene que asimilar los contenidos. No vale con ser capaz de repetirlos ya que la memoria puede fallar, se trata de entenderlos y poder desarrollarlos con sus propias palabras.
  • El aprendizaje debe ser gradual, día a día, y no de prisa y corriendo el último día.
  • Al examen hay que ir perfectamente descansado para poder rendir al máximo.

El olvido a veces también se produce porque, aún habiendo estudiado con seriedad, no se han establecido pistas que puedan facilitar el recuerdo. No se lleva aprendido un esquema detallado del temario que nos permita situarnos y comenzar a recordar su contenido.

Anuncios

Tácticas para golear en las discusiones con los hijos

Padres e hijos juegan un eterno partido de fútbol en el que el balón es el móvil, el tiempo delante de la tele, el alcohol…“El padre teme a sus hijos, el hijo se cree igual a su padre y no tiene por sus padres ni respeto…”

Un portazo, una voz más alta de lo normal… Las discusiones entre padres e hijos cruzan milenios para darnos el relevo. Sin embargo, cambian matices: somos humanos, ahora como en la Atenas de Pericles, pero vivimos en el tiempo, que marca matices para cada época. Y tenemos que actuar.

Hoy día, por ejemplo, parece que el tradicional forcejeo por la hora de llegada a casa tras una noche de fiesta queda en un segundo plano. Quizá porque la sombra que le hace la irrupción de la tecnología no hace sino alargarse: el omnipresente Internet, los teléfonos móviles casi desde las primeras palabras, la televisión en cada habitación de la casa, los videojuegos más y más sofisticados y, por lo tanto, absorbentes… Aunque hay clásicos que nunca desaparecen: la sexualidad y el consumo de sustancias poco (o nada) saludables siguen protagonizando buena parte de los altercados en el área.“El principio general es la prevención”.

Por un lado, la “teoría del teatro”, que consiste, hablando en plata, en “llegar antes”. Por otro, los “periodos sensitivos”, es decir, los escenarios naturales en el desarrollo del infante y el adolescente en los que se puede favorecer el desarrollo de competencias físicas, cognitivas, emocionales, sociales y espirituales con mayor éxito. El área de penalti.

Las claves

  • Prevención del consumo de drogas: tabaco, alcohol, hachís y cocaína: Salvo que el niño muestre interés por el tema antes, a través de comentarios o preguntas directas, el mejor momento para sacar el tema es a partir de los ocho años. Dos razones: empieza a desarrollarse el pensamiento abstracto y el adolescente es la población más vulnerable.
  • Uso responsable de Internet: chats, blogs y foros: La responsabilidad ha de trabajarse entre los siete y 14 años. El ordenador puede contemplarse como aliado o como enemigo. Como aliado es un signo de los tiempos e incluso una posibilidad para interacción de la generación que educa con la que está siendo educada. Como enemigo, uno de los factores de riesgo es el secuestro de la inocencia. Los padres han de estar cerca sin agobiar y tener criterios claros, sobre todo en cuanto al acceso a las redes sociales.
  • Uso responsable de telefonía móvil: El teléfono también es enemigo o aliado. En la actualidad se ha incrementado la demanda de ayuda por los padres sobre lo que coloquialmente se denomina “adicción a las nuevas tecnologías”. A partir de los 12 años, el hijo empieza un movimiento centrífugo, por lo que es importante que en su mochila lleve las herramientas necesarias (principios, valores, intereses, etc.) para el mismo. ¿Cómo conseguir que el móvil sea un aliado? Muchas veces hemos constatado que no estudia más por el hecho de quitarle el móvil.
  • Uso responsable de videojuegos: El juego simbólico comienza a los cuatro años; el juego de reglas y estrategias, a los siete; el compañerismo, a los diez, y la solidaridad, a los 14. Es muy importante tener en cuenta la naturaleza del juego, así como los objetivos (por ejemplo, si se trata de ocio o se pretende desarrollar destrezas, etc.) Es recomendable que, en la medida de lo posible, los padres supervisen, muestren interés y, por qué no, jueguen con los hijos.
  • Sexualidad: De acuerdo a los periodos sensitivos, el descubrimiento del yo comienza a los dos años y medio. Como es lógico, no se empieza a hablar de este tema, pero sí a ayudarle a integrar una visión de cuerpo natural, sana, espontánea. Entre los cuatro y seis años se produce una serie de conductas exploratorias consideradas como juegos sexuales, por ejemplo, enseñar la braguita; si se presentan estas manifestaciones, es importante abordarlas para ayudar a normalizar. La edad de oro para abordar este tema es a partir de los 12 años, es decir, cuando el adolescente tiene mayor conciencia de pudor, amistad, despertar afectivo-sexual. Este es un periodo importante para hablar de afectividad, sexualidad, conducta sexual responsable y el sentido de esta dimensión dentro del desarrollo integral del ser humano.
  • Contenidos que ven en televisión: La televisión es un canal de estímulos dirigidos a diferentes sentidos. Y cada vez hay más estudios que muestran la relación significativa entre los minutos de exposición a la TV y la obesidad, la conducta violenta, la hiperactividad, los problemas de atención, la repetición de patrones de conducta de los protagonistas, etc. Y estamos hablando sólo de estímulos: imaginemos el impacto del contenido que muchas veces, aunque está regulado, no se ajusta a la realidad. La recomendación general es que los padres vean la TV con los hijos. Pero, como es una situación muchas veces utópica, también se aconseja que supervisen antes el contenido de los programas: no hace falta ver toda la serie, ahora hay mil maneras de enterarse de qué van. La norma “es que lo ven mis amigos” no ha de ser el criterio. Por otro lado, entre los cero y los dos años y medio no es recomendable la TV; por el contrario, es muy recomendable sólo la música.

Las tutorías de secundaria pasan de ser colectivas a personales

Desde el próximo mes de septiembre, las tutorías en la etapa de secundaria obligatoria en la Comunidad de Madrid serán personales de cada uno de los alumnos con el tutor, que además cobrará un plus salarial por ello, en lugar de ser tutorías colectivas a toda la clase a la vez.

La Consejería de Educación ha respondido así a la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos (CEAPA), que ha exigido al Ministerio de Educación que actúe jurídicamente contra la Comunidad de Madrid por el “incumplimiento flagrante” de la Ley de Educación, tras anunciar que suprimirá la hora semanal de tutoría en secundaria.

Sin embargo, el departamento que dirige Lucía Figar reitera que no se van a eliminar las tutorías en la Comunidad de Madrid, sino que lo que se va a hacer es cambiar el modelo tutorial.

De esta manera, según la consejería, se consiguen varios objetivos: En primer lugar, prestar una atención individual y personalizada a cada alumno en una etapa clave para su desarrollo personal y académico.

En segundo lugar, recuperar la hora lectiva que hasta ahora se dedicaba a tutorías colectivas para dar refuerzo de matemáticas, lengua o inglés, en función de la elección de cada instituto.

Y en tercer lugar, incrementar el sueldo de miles de tutores, que verán reconocida su dedicación al alumno. La cuantía del incremento salarial está en estos momentos negociándose en mesa sectorial con los sindicatos.

Todo ello es “absolutamente compatible” con la Ley Orgánica de Educación, según la Consejería de Educación, que considera que las informaciones que hablan de “supresión de tutorías” o de “contravenir la ley” proceden de instancias mal informadas o que buscan “manipular y engañar”.

Listados de solicitudes de becas de libros de texto y comedor para el curso 2011-2012 presentadas y excluidas

Se han publicado los listados de solicitudes presentadas y solicitudes excluidas, si quiere saber la situación de su solicitud, acceda mediante el siguiente enlace directo www.madrid.org/guay_pub.

Haber presentado la solicitud no supone ser beneficiario de la beca. Los beneficiarios de la beca se determinan únicamente en la resolución de la convocatoria prevista para el mes de septiembre.

El plazo de presentación de subsanaciones finalizará el 3 de agosto de 2011.

Si dispone de un certificado digital instalado en su ordenador reconocido por la Comunidad de Madrid puede presentar una subsanación telemática.

En caso de presentar subsanación física, podrá presentarse en cualquiera de los Registros de las Direcciones de Área Territorial o en el Registro de la Consejería de Educación y Empleo (c/ Gran Vía, 20), en horario de 9,00 a 14,00 horas.

Más información sobre la convocatoria: Dirección General de Becas y Ayudas a la Educación.

También puede solicitar información en el teléfono 012.

A ellos también les ocurre

Muchas veces relacionamos de manera estricta la depresión como una enfermedad únicamente de adultos, pero es un fenómeno creciente entre nuestros niños.

La depresión, que antes sólo se diagnosticaba en personas adultas, está cada vez más haciendo sufrir también a los niños. Ya no son sólo los adultos los que se deprimen. Estudios hechos en Estados Unidos indican que alrededor del 5%  de los niños padece de depresión en algún momento.

El término “depresión” describe tristeza, desesperación y desaliento. Los niños que viven con mucha tensión, que han experimentado una pérdida o que tienen desórdenes de la atención o de la conducta, o discapacidades en el aprendizaje corren mayor riesgo de sufrir depresión.

La depresión infantil puede definirse como una situación afectiva de tristeza mayor en intensidad y duración que ocurre en un niño. Se habla de depresión mayor, cuando los síntomas se alargan más de 2 semanas, y de trastorno distímico, cuando estos síntomas pasan de un mes.

Síntomas emocionales

Detectar una depresión infantil no es fácil. Esta enfermedad posee algunas características similares a la depresión en el adulto, aunque con síntomas acompañantes peculiares.

La carencia de afecto y la ausencia de la madre suelen ser las principales causas de este trastorno en los niños.

Las depresiones más comunes en niños vienen caracterizadas por conductas antisociales, malhumor, irritación, retraimiento social y la que más se debe tomar en cuenta, las dificultades escolares. La falta de habilidades de comunicación e interacción social aparecen como elementos relevantes de la depresión.

Los expertos han llegado a la aceptación de los siguientes síntomas característicos y criterios de la depresión infantil: tristeza, irritabilidad, anhedonía (pérdida del placer), llanto fácil, falta del sentido del humor, sentimiento de no ser querido, baja autoestima, aislamiento social, cambios en el sueño, cambios de apetito y peso, hiperactividad, disforia e ideación suicida.

El conjunto sintomático se puede reducir a cuatro grandes núcleos:

  • Síntomas Anímicos: La tristeza es el síntoma por excelencia de la depresión. Esta tristeza se manifiesta por sentimientos de abatimiento, pesadumbre, infelicidad, incluso irritabilidad.
  • Síntomas Motivacionales: estado general de inhibición en el que se hallan. Forma parte la apatía, la indiferencia, en resumen, la anhedonia. En su forma extrema se halla lo que se llama el “retardo psicomotor “, un enlentecimiento generalizado de las respuestas motoras, el habla, el gesto.
  • Síntomas Cognitivos: La valoración que hace la persona deprimida de sí mismo y de su entorno suele ser negativa. La desesperanza, la visión totalmente pesimista del futuro es un factor casi siempre presente en estos sujetos.
  • Síntomas Físicos: Se puede dar una pérdida de sueño o una hipersomnia, fatiga, pérdida de apetito y la disminución de la actividad, molestias corporales difusas (dolores de cabeza, de espalda, náuseas, vómitos, estreñimiento, micción dolorosa, visión borrosa).

Tratamiento

El tratamiento de la depresión infantil ante todo debe ser individualizado, adaptado a cada caso en particular y a la fase del desarrollo que se encuentra el niño, en base a: su funcionamiento cognitivo, su maduración social y su capacidad de mantener la atención.

El diagnóstico y tratamiento temprano de la depresión son esenciales para los niños deprimidos y debe hacerlo un profesional: el médico habitual del niño, su pediatra, tendrá que evaluar sus cambios de comportamiento o su estado físico general.

La depresión infantil, al igual que la de los adultos, responde bien a la combinación de dos tipos de tratamiento:

  • Acción psicoterápica, preferentemente cognitiva, que debe extenderse al entorno familiar. No basta con que el niño acuda a terapia. Es necesario que su entorno se mentalice de que él solo no puede hacer todo el trabajo. De esta manera, siempre condiciona favorablemente tener un clima adecuado y positivo y tratar de no trasladar los problemas de la madurez al ambiente del niño: él debe aprender a solucionar los problemas de su entorno, no los del nuestro.
  • Tratamiento farmacológico con psicofármacos antidepresivos.

¿Por qué se produce?

Existen varios aspectos que determinan la enfermedad:

  • Conductual. Porque hayan ocurrido acontecimientos negativos en la vida del niño o ausencia de refuerzos.
  • Cognitivo. Cuando el niño ha tenido experiencia de fracasos, juicios negativos o indefensión aprendida entre otros.
  • Psicodinámico. Si ha existido pérdida de autoestima o pérdida del objeto bueno.
  • Biológico. Si existe una disfunción del sistema neuro-endocrino, disminución de la actividad de la serotonina y por efecto de la herencia.

Estigmas: no es un bicho raro

Si nuestro hijo tiene una depresión es imprescindible desestigmatizar su situación. Su situación es compleja para él y necesita apoyo para superarla. Muchos niños que acabaron siendo grandes hombres sufrieron depresiones en su infancia. “La infancia tiene sus propias maneras de ver, pensar y sentir; nada hay más insensato que pretender sustituirlas por las nuestras”.

Más del 60% de los alumnos que se presentaron a la prueba de los Premios de Secundaria suspende el examen

Un 63,5 por ciento de los alumnos que se presentaron a la prueba de los Premios Extraordinarios de Secundaria, organizados por la Comunidad de Madrid, ha suspendido el examen, frente al 21,6 por ciento de los estudiantes que sí han superado el test con más de un 5 de media.

Así se desprende de los datos facilitados por las distintas direcciones de área territorial que este lunes han colgado los listados con las puntuaciones de los 2.250 alumnos que hace diez días se sometieron a esta prueba.

De estos estudiantes, 210 solicitaron en la inscripción a la prueba entrar en el Bachillerato de Excelencia que el curso que viene se impartirá en el IES San Mateo con unas 100 plazas, las tres cuartas partes de las ramas de ciencias.

En este examen, la nota más alta ha sido un 9,40 obtenido por un alumno del colegio Brains que ha conseguido la máxima puntuación en el ejercicio de Matemáticas y de Lengua Extranjera. Por su parte, uno de los resultados más bajos es un 1,5 de otro alumno de Collado Mediano.

Por zonas, en la Capital, donde más alumnos se han presentado, se han registrado más de 600 suspensos, frente a 248 aprobados y 185 no presentados.

El área que más aprobados en proporción ha tenido es el oeste, con 73 aptos. Mientras, en la zona sur, de los 475 alumnos de ESO que decidieron presentarse a la prueba, 341 no la superaron frente a 76 que sacaron más de un 5 de media.

La Consejería de Educación y Empleo ha señalado  que el examen de los Premios Extraordinarios de Secundaria es de “gran dificultad” enfocado a seleccionar a los 25 alumnos que recibirán este galardón que concede anualmente la Comunidad de Madrid.

Así, no se trata de una prueba de nivel general, como la de Conocimientos y Destrezas Indispensables (CDI) que realiza la Consejería de Educación cada curso, sino una prueba de selección. Se trata de un examen de “altísima” complejidad y que busca conocer el máximo nivel de los alumnos de Secundaria, recuerdan.

Cuando los colores provocan confusión

Los daltónicos no suelen tener dificultades en el aprendizaje: memorizan correctamente y aprenden con normalidad. Los problemas que tienen en el ámbito escolar se dan en el modo en que se les presenta la información.

El daltonismo es un defecto genético que impide distinguir los colores. No se da en todos los casos de la misma manera, pues cada daltónico ve los colores de distinta forma. El caso más extendido es el que les lleva a confundir los colores verde y rojo. En España, las estadísticas dicen que padecen de daltonismo el 8% de los hombres y el 4% de las mujeres.

Los daltónicos pueden tener más problemas de lo normal en las asignaturas de Dibujo y Plástica, a la hora de analizar mapas donde haya mucho colorido, con la utilización del material deportivo y, también, con las tizas que suelen emplear los docentes en la pizarra.

En este sentido, resulta interesante el estudio que ha realizado Francesc Bofill, de la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC), quien ha demostrado cómo el diseño de muchos libros de texto de la asignatura de Matemáticas que se basan en el uso del color para el planteamiento y resolución de problemas incide negativamente en el aprendizaje de los niños daltónicos. El problema, dice el estudio, es mucho más acusado en la asignatura de Matemáticas, donde se utiliza mucho más el color como recurso para el diseño. La utilización masiva de los colores rojo, verde y amarillo provoca confusión en estos alumnos, lo que incide negativamente en su aprendizaje.

Como siempre, lo peor de esto son las víctimas, alumnos que sin saberlo encuentran más trabas a la hora de aprender, muchas veces sin comerlo ni beberlo. Lo que hay que hacer ahora es difundir estos resultados todo lo que se pueda para que los profesores y los padres conozcan este posible problema que tiene fácil solución, pues el autor del estudio propone que se sustituyan los colores por formas geométricas o combinaciones de colores que no afecten a los daltónicos, lo que no parece mucha dificultad para las editoriales. Conviene, pues, estar atentos a estas cuestiones, aparentemente intrascendentes, difíciles muchas veces de descubrir, pero que si no se resuelven pueden provocar más problemas de los que parece en estos alumnos.